Quién es Neville

Frases de Neville Goddard

—Si asumes tu deseo y vives como si fuera cierto, ningún poder en la tierra podrá impedir que se convierta en un hecho.” —dijo Neville con absuelta seguridad.

—No es eso algo parecido a estar o parecer loco —señaló Henry con un gesto de burla evidenciado en su desilusionado rostro.

—No es lo que quieres lo que atraes, atraes lo que crees que es verdad —sentenció Neville, mirándolo directamente a sus oscuros y tristes ojos—. Lo creas o no, así funciona el mundo donde vivimos.

Asume el sentimiento de tu deseo cumplido...

“Ser consciente de ser pobre mientras uno reza para tener riqueza es ser recompensado con aquello que uno es consciente de ser: es decir, con pobreza. Para que las oraciones tengan éxito deben ser afirmadas y apropiadas. Adopta la consciencia positiva de la cosa deseada.”

“Cree que tus oraciones ya están hechas.”

“La imaginación es el comienzo de la creación. Imaginas lo que deseas y luego crees que es verdad. Todos los sueños pueden ser realizados por aquellos que son lo suficientemente disciplinados como para creerlo.”

“Ya eres lo que quieres ser y tu rechazo a creer es la única razón por la que no lo ves.”

“Cambia tu concepción de ti mismo y cambiarás automáticamente el mundo en el que vives. No trates de cambiar a la gente; solo son mensajeros que te dicen quién eres. Revalúate y ellos confirmarán el cambio.”

 “El sentimiento es el secreto.”

“Piensa en un objeto que te gustaría poseer. Piensa en un lugar en el que desearías estar. Luego encuentra un objeto en ese lugar y siéntelo hasta que se vuelva sensorialmente vivido (en tu imaginación).”

Cómo lograr cambios en tu mundo

Somos lo que imaginamos que somos

“No es lo que quieres lo que atraes, atraes lo que crees que es verdad.” “Cambia tu concepción de ti mismo y cambiarás automáticamente el mundo en el que vives". No trates de cambiar a la gente; sólo son mensajeros que te dicen quién eres.

 


 

Las enseñanzas de Neville

Me resulta difícil cambiar el concepto que tengo de mí mismo. ¿Por qué?

Respuesta de Neville: Porque tu deseo de cambiar no se ha despertado. Si te enamoraras de lo que realmente quieres ser, llegarías a serlo. 

Se necesita un deseo ardiente, hay que tener  hambre para lograr una transformación de ti mismo.


Me gustaría casarme, pero no he encontrado al hombre adecuado. ¿Cómo imagino un marido?

Respuesta de Neville: Enamorarse eternamente de los ideales, es el estado ideal lo que captura a la mente. No limites la condición del matrimonio a un cierto tipo de hombre, sino a una vida plena, rica y desbordante. Deseas experimentar la felicidad del matrimonio. No modifiques tu sueño, sino auméntalo haciéndolo más encantador. Luego condensa tu deseo en una sola sensación o acto que implique su cumplimiento.

En el mundo occidental, la mujer lleva un anillo de bodas en el dedo anular de su mano izquierda.

La maternidad no implica necesariamente el matrimonio, las relaciones íntimas tampoco, pero un anillo de bodas sí.

Relájate en un sillón cómodo, o acuéstate boca arriba e induce un estado similar al sueño.

Luego asume el sentimiento de estar casada. Imagina un anillo de bodas en tu dedo. Tócalo. Gíralo en tu dedo. Pásalo por encima del nudillo. Mantén la acción hasta que el anillo tenga la distinción y la sensación de realidad. Piérdete tanto en la sensación del anillo en tu dedo que, cuando abras los ojos, te sorprenderás de que no está allí.

Si eres un hombre que no lleva un anillo, podrías asumir una mayor responsabilidad. ¿Cómo te sentirías si tuvieras un hijo a quien cuidar? Asume el sentimiento de ser un hombre felizmente casado ahora.

 

¿Qué debo hacer para inspirar pensamientos creativos como, por ejemplo, los que se necesitan para escribir?

 

Respuesta de Neville: ¿Qué debes hacer? Asume que la historia ya ha sido escrita y aceptada por una gran editorial. Reduce la idea de ser un escritor a la sensación de satisfacción y agradecimiento.

Repite la frase: ¡Genial, me encanta, es maravilloso! o "¡Gracias, gracias, gracias!" Haz de hacerlo una y otra vez, hasta que te sientas exitoso. También puedes, imaginar a un amigo felicitándote. Hay innumerables maneras de suponer el éxito, pero siempre enfócate en el final. Tu aceptación del final lo hará realidad. No pienses en ponerte en el estado de ánimo para escribir, sino vive y actúa como si ya fueses el autor que deseas ser. Asume que tienes el talento para la escritura. Piensa en el arquetipo [ideal] que quieres mostrar en el exterior. Si escribes un libro y nadie está dispuesto a comprarlo, no hay satisfacción. Actúa como si la gente estuviese hambrienta por tu trabajo. Vive como si no pudieras producir historias o libros con la suficiente rapidez para satisfacer la demanda. Persiste en esta asunción y todo lo necesario para alcanzar tu meta rápidamente florecerá y tú lo expresarás.

 

¿Cómo imagino audiencias más grandes para mis conferencias?

Respuesta de Neville: Puedo responderte mejor compartiendo la técnica utilizada por un maestro muy capacitado que conozco. Cuando este hombre llegó por primera vez a este país, comenzó a hablar en una sala pequeña en la ciudad de Nueva York. Aunque sólo cincuenta ó sesenta personas asistían a su reunión matinal de los domingos, y se sentaban en frente, este maestro se situaba en el podio e imaginaba a un público amplio. Entonces, él le decía al espacio vacío: "¿Pueden oírme allá atrás?"

Hoy en día, este hombre le habla a aproximadamente dos mil quinientas personas en el Carnegie Hall de la ciudad de Nueva York, cada domingo por la mañana y los miércoles por la noche. Él quería hablarle a las multitudes. No era modesto. No trató de engañarse a sí mismo, sino que construyó una multitud en su consciencia, y las multitudes acudían. Permanece de pie ante una gran audiencia. Háblale a esta audiencia en tu imaginación. Siente que estás en ese escenario y tu sentimiento proporcionará los medios necesarios y suficientes para que se haga realidad.

 

¿Es posible imaginar varias cosas al mismo tiempo, o debería limitar mi imaginación a un solo deseo?

Respuesta de Neville: Personalmente, me gusta limitar mi acto imaginario a un solo pensamiento, pero eso no significa que me detendré ahí. A lo largo del día, puedo imaginar muchas cosas, pero en lugar de imaginar un montón de pequeñas cosas, yo sugeriría que imagines algo tan grande, que incluyera todas las cosas pequeñas. En vez de imaginar salud, éxito, riqueza y amigos, imagínate estando maravillado, admirado, hechizado…

No podrías estar extasiado y dolorido [a la vez]. No podrías estar extasiado y amenazado por un aviso de desahucio [al mismo tiempo]. No podrías estar extasiado si no estuvieras gozando de la plenitud de la amistad y el amor.

¿Cuál sería el sentimiento si estuvieras extasiado sin saber lo que sucedió para estarlo? Reduce la idea del éxtasis a la sola sensación: "¿¡No es maravilloso!?"

No le permitas a la mente consciente, a la mente razonadora, preguntar por qué, ya que, si lo haces, comenzarás a buscar por causas visibles y, entonces, la sensación se perderá. Más bien, repite una y otra vez: "¿¡No es maravilloso!?"

Suspende el juicio sobre lo que es maravilloso. Captura la sola sensación de estar maravillado y las cosas sucederán para dar testimonio de la verdad de esta sensación. Y te prometo, que incluirá todas las cosas pequeñas.